martes, 14 de abril de 2015

Crítica de Mr. Andrey de M.D. García, por Perdición Jones


Del Museo de Música Étnica de Barranda

Hablemos, pequeños seres inferiores al átomo, sobre un tema que es bastante interesante; las florituras en la literatura. Muchos escritores utilizan en sus narraciones estos recursos para que el lector piense: ‘’Wow, este tío es el fucker de la literatura; seguro que se ha tirado tres veces a mi madre mentalmente’’.

En mi opinión, es una estupidez bastante grande. Es como ponerle purpurina a una mierda reseca de caballo. O como perfumar el cadáver de un vagabundo. O como tapar los pedos de cabras vietnamitas con colonia del Todo a 100.

Pero hay diversos casos en los que, las florituras sumadas a una narración impresionante, quedan De Puta Madre. Y un claro ejemplo es este relato cuyo nombre es Mr. Andrey. El autor, no sé si de una manera natural o forzada, nos ha regalado una narración exquisita que aprovecha al máximo la extensa y rica lengua que dominamos. En ciertos momentos puede ser poco convincente, pero a medida que el tiempo va pasando, nos acostumbramos a esta manera que tiene M.D. García de contarnos la historia que tiene entre manos.

Algunos puntos de las quince páginas que posee este relato se hacen aburridos e inclusive, pesados; pero es un buen relato (en términos generales).

A pesar de tener una narración casi impecable (no olvidemos el ‘’un poco pesada a veces’’) no goza de una historia de la misma valoración respecto al tema que trata.

Tenemos un tío que es el puto amo supremo del pueblo; el que hace lo que le sale de los cojones y se folla a cualquier niña que se encuentre por la calle (eso no pasa, pero es un ejemplo). Este tío tiene un montón de pasta, con la que hace lo que le sale del mismísimo escroto. Eso sí, es un jodido nazi que no se preocupa por el pueblo ni aunque arda entero. A él se la suda; sólo quiere los cuerpos de los pueblerinos. ¿Para qué? Os preguntaréis. Pues para hacer instrumentos to’ tochos con los cadáveres. Nuestro Mr. Andrey es un músico psicópata que utiliza cuerpos humanos para crear instrumentos. Un aplauso, señores; un aplauso. Para hacer eso hay que tener una mente parecida a la mía (yo con los cadáveres me limpio el culo). También hay que poseer mucha habilidad para detener la descomposición de los cadáveres… (no es posible, creo yo)


Bueno, a pesar de ser el puto nazi del barrio que se pasa el día escupiendo en la cara a los negros que piden dinero en el cajero del banco (tampoco pasa, pero es una comparación) es un músico (como ya mencioné) que toca todos los instrumentos posibles. Beh, aburrido.

Los pueblerinos, como están hasta los mismísimos pelos de la nariz de vivir como una mierda, deciden envenenarlo para que se muera. El caso es que consiguen matarlo y hacen una fiesta enorme para celebrar su muerte. Qué bonito ¿Verdad? Ese se parece al pueblo que destruí hace unos cuantos milenios…

Bueno, no puedo contaros más historia porque sería spoilersito sensuah illuminati, y como que no. Sólo diré que hasta ahí ya han pasado más de la mitad de toda la totalidad de páginas que hay en el PDF. A partir de ahí, pasan las cosas realmente interesantes; las que importan, joder.

Y ese, queridos seres inferiores al átomo, es un punto que he de marcar. Con sangre de dragón ebólico-leproso-sidoso. Voy a llenar toda la puta página con sangre de susodicho dragón para hacer un punto del tamaño del ano de una mujer vietnamita. Y rojo, por favor; el punto será rojo.

¡Un respeto, MOTHERFUCKER!

Vale, ahora que he marcado el punto, le pregunto algo al autor. ¡¡¿¿QUÉ COJONES PRETENDÍAS CON TANTAS PUTAS PÁGINAS DE MALDITA HISTORIA ABURRIDA??!! QUIERO SUBSTANCIA, COJONES. NADIE SE ESFORZARÍA POR MATAR A UN CERDO PARA COMÉRSELO EN ESA MISMA TARDE; PARA ESO TE VAS AL SÚPER QUE ES MÁS FÁCIL (y menos ilegal, porque creo que tener cerdos de crianza en un piso… Pos un poquito ilegal sí que es).

666 palabras. Jejejeje… Satanás está en esta crítica.

El caso es que, si no fuera por tooooodas esas páginas aburridas, el relato hubiera estado mucho mejor. Y si aún así, hubiera más gore y más crueldad, sería extremadamente perfecto para mi cuerpecito sensual.

A pesar de todo, el tema no es horriblemente malo. Está bastante bien, pero no lo suficiente para llevarse una crítica totalmente positiva de este blog y de mí. Creo, sinceramente, que este escritor tiene realmente mucho futuro, pero debería dejar reposar sus relatos y leerlos después de un corto periodo de tiempo (una semana o así). De esa manera se dará cuenta de que hay partes que sobran y que no pintan absolutamente nada ahí donde están.

Suerte en tu futuro M.D. García.

Y sin más dilatación anal, me despido de vosotros con un chiste que me hace mucha gracia.

—¿Quién inventó la carne picada?
—Pues… No sé. ¿Quién?
—Un niño leproso tocando la guitarra.


Para más humor negro, sígueme en twitter @PerdicionJ

15 comentarios:

  1. ¡Hola, chicos!
    Queríamos avisaros de que POR FIN ya hemos subido las respuestas a vuestras preguntas del premio Liebster Awar, y repetir que muchas gracias por nominarnos en su día! :D

    ResponderEliminar
  2. “Del tamaño del ano de una mujer vietnamita”. Si yo fuera mujer vietnamita me sentiría ofendida leyendo este escrito, pero no, pensándolo bien soy hombre colombiano y... ¡que va!, igual me siento ofendido. Tratar de ser gracioso e interesante denigrando a un género y a un pueblo gratuitamente, ¡vaya nivel! Quisiera pensar que el motivo es sólo ese, pasar de gracioso, pero no soy tan optimista.

    Otra perla: “...escupiendo en la cara a los negros que piden dinero en el cajero del banco”. ¡Ah!, solo los negros son quienes piden dinero en la calle, los negros, ya veo de qué va el asunto. Sugeriría pedir excusas, pero ya intuyo lo que se me va a venir encima..; no soy tan optimista.

    Lo único positivo que me quedó de esta crítica es haber conocido un autor que vale la pena, y no es el autor de la crítica, por supuesto. A propósito, te hace falta mucha literatura para hacer una crítica decente, porque si aquello que has leído te parece floritura no sé que has podido leer hasta ahora. ¡Ah!, lo gore, ¿no?..., ese es el rollo tuyo..., mmm, literatura de calidad, ya veo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola de nuevo, Javier. Veo que sigues con tu campaña de acoso y derribo, en fin. Te informo de que nos trae sin cuidado tu manera retorcida de interpretar el texto. Te has montado un hombre de paja tamaño burning man tu solito. De nuevo te recuerdo el tono del blog. Por cierto, estaria bien que explicaras que ves tu de denigrante en pedir dinero en la calle, debes considerar algo verdaderamente deleznable eso de ser pobre y no tener para comer si te sientes ofendido por eso, también debes considerar horrible eso de tener el ano dilatado, ¿Tienes algun problema con las prácticas sexuales donde el ano es una parte importante de las mismas? ¿Es acaso algun tipo de prejuicio contra las personas cuyos problemas a la hora de evacuar les produzca una dilatación anal fuera de lo común? Lo que es seguro es que tienes un problema con el gore. ¡Vaya por Dios! Ahora la literatura de calidad no puede ser de mal gusto, si algo cuenta una realidad incomoda es porqueria, todo debe ser flores y sugus de fresa, porque tu, oh suprema autoridad en la materia, eres incapaz de apreciar esa temática. Pues nada, chico, saludos y recuerda: nunca dejes que tu edad te impida llorar y patalear como un niño pequeño cuando le entra la rabieta.

      Eliminar
    2. Yo no he dicho en ningún momento que sea denigrante pedir dinero en la calle o deleznable alguna práctica sexual o enfermedad que ni mi interesa, eso sí que es una forma retorcida de interpretar un texto. El problema es que el autor de esta critica generaliza de forma denigrante, da a entender que la mujer vietnamita pues debe ser que tiene el ano de no sé que forma. Claro, como no somos vietnamitas pues ni caso, pues pase, ¿no?. Y realmente no veo a cuenta de qué asociar los negros con quienes piden en la calle, dí entonces: "escupes en la cara a quienes piden dinero...". Y sí, que le vamos a hacer, tengo un problema con el gore, si me dices que el gore es literatura de calidad, así estamos con la calidad de las críticas.

      Y nada de acoso y derribo, este comentario que puse lo hice como siempre, con honestidad, por que es lo que sentí como lector y por que leí la obra y la crítica no esta a su altura. A partir de él, te solicité el favor que retiraras mi crítica y mi nombre de la página porque no estoy de acuerdo con textos que denigran a otros, como es el caso. Tú te negaste a hacerlo y tus razones tendrás y a partir de ahí no he tomado ninguna acción. Esa es mi interpretación del texto, si estoy equivocado, pues no pasa nada, seguid así de bonito, pero supongo que tengo el derecho a rectificarme y a solicitar que no aparezca mi nombre como "colaborador" de vuestra página cuando ya no lo soy ni mi interesa por las razones que ya dije.

      Eliminar
    3. ¿saben qué es aún más gracioso? El autor del texto es negro. Asi que juzguen ustedes, por que M.D García se ha partido de risa, cuidado con su doble moral. No se vayan a morir por algo como el humor negro. (Los amo, muchachos de La Pluma Insolente, son lo más)

      Eliminar
    4. Ya ves, nos hacen hasta entrevistas. ¡No nos digais esas cosas que nos las creemos! XD. Un saludo

      Eliminar
  3. Y que quede claro, mi comentario es causa y no consecuencia de mi solicitud de retiro de la página. A mi no me interesa hacer "campañas de acoso y derribo". Te propongo, si te interesa tanto mi crítica y es tan vital para tu página, quédate con ella, pon mi firma si quieres, pero por favor quítame la etiqueta de "colaborador", que es que yo ya no lo soy.

    ResponderEliminar
  4. Y otra cosa que no es del tema principal, pero lo pongo para quien le interese. Una cosa es la literatura gore, que utiliza de manera trivial y por un fin en sí misma, las imágenes y acciones violentas y sangrientas. Eso es literatura, pero no podemos considerarla de calidad; ustedes sí, bueno, pues bien, tal vez detrás de vuestros seudónimos se encuentre un prestigioso estudioso de la literatura y yo no me he enterado. Y otra cosa muy diferente es que en literatura, de acuerdo o por apoyo a la temática, al asunto, al núcleo principal de una obra se recurra al gore como herramienta, más nunca como en fin en sí mismo o de manera vacua y sin sentido,

    ResponderEliminar
  5. En mi muy personal opinion (bastante personal pues soy el autor del pequeño cuento), la crítica es jodidamente hilarante y objetiva. Javier, hay que tener un poco de sentido del humor.
    Este es uno de los pocos blogs que nos dicen las verdades a los escritores noveles, y nos bajan del pedestal al que nos subimos automáticamente después de terminar un relato. Eso es muy necesario cuando se inicia.
    Son unos infelices hijos del mismo averno. Eso nadie lo discute, pero eso es lo que gusta jajaja
    PJ, tienes razón, hay muchas cosas en mi escrito que puse ahí porque no sabía dónde más colarlas y a modo de relleno hasta encontrar la inspiración necesaria para darle un final adecuado.
    Tendré en cuenta tus recomendaciones y pronto les enviaré otro escrito para que lo destripen como más convenga.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Congratulaciones, pequeño átomo, ¡has ganado un electrón! Ahora eres químicamente estable. Espero que sigas evolucionando así hasta convertirte en una molécula.
      Por supuesto, yo me adjudicaré el derecho a criticar el próximo escrito que envíes.

      Eliminar
  6. El ignorante critica porque cree saberlo todo. El sabio respeta porque siempre puede aprender algo nuevo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si, a como no hacerlo mal. Menudo sabio más cabrón.

      Eliminar
    2. vale, vale, ahora me toca a mi: "El anónimo se oculta porque es un cobarde del carajo..."

      Eliminar
  7. Es la crítica más benévola que he leído en este blog, después de todo, doscientas páginas aburridas se le escapan a cualquiera. Sugiero que pongan un link al relato/libro, o al lugar de donde se puede descargar.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola cavernícola. Ya hay un link donde se puede descargar este relato. Si pinchas en "Mr. Andrey", la primera vez que se menciona el nombre y que está de color azul, te llevará hasta el archivo para que puedas descargarlo. Un saludo.

      Eliminar

¿Vas a dejar esto sin réplica?