viernes, 27 de marzo de 2015

Crítica de ¿Locos? de Mario Rodriguez Reyes, por Perdición Jones



¡Hey! ¡PJ!
—Qué quieres ahora, Plumainsolente. Eres muy pesado.
Bueno… Nos estamos quedando sin material, y como llevas bastante tiempo con el pedido que te di, pensé que ya lo habías terminado…
—¿Así que no hay material?
No
—¿Y piensas que yo he terminado el encargo?
Sí… Bueno, era una novela corta… Creo que… Creo que has tenido tiempo de sobra…
—Entonces crees que YO he TERMINADO de LEER el encargo y que TAMBIÉN he escrito la crítica ¿No?
Sí…
—¿Y tú qué crees que hay en esa hipotética crítica?
Pues… La crítica…
—¿La crítica?
Para de hacer preguntas por favor, me estás poniendo nerv… Oye PJ, deja esa cuchara…
—No voy a dejar esta cuchara. Contesta de una vez, ¿qué crees que habrá en esa crítica? ¿Crees que será divertida? ¿Graciosa? ¿UNA PUTA MIERDA?
No creo que sea una pu… PJ aleja esa cuchara de mí por favor…
—¡NO ME DA LA PUTA GANA!
¡¡PJ, POR FAVOR!! ¡¡AAAH!! ¡¡ALÉJATE DE MÍ!! ¡¡NOOO!! ¡¡NO!! ¡¡DÉJAME TÍO, YO NO TE HE HECHO NADA!! ¡¡JODER, PARA!! ¡¡ESO DUELE TÍO, QUÍTAME ESO DEL AGUJERO POR FAVOR!!

Unos minutos después...

Bueno... Como habéis comprobado... Oh, esperad un momento, tengo la ropa manchada de sangre. Mientras me cambio leed la sinopsis de ‘’¿Locos?’’.

"Adela es internada en un centro psiquiátrico, donde conoce a su verdadero amor: Chris. Quien le ayuda a enfrentar el hecho de que todo el mundo la crea loca y lo difícil que es vivir en un psiquiátrico. Chris, un joven de quien Adela terminara enamorándose, a pesar de que encontrar el amor, es lo ultimo que quiere en estos momentos tan difíciles de su vida.

Una historia con personajes diferentes y un final diferente, donde el misterio de la novela es el descubrir cómo llegó ahí, cómo llegó al punto de que todo el mundo la crea loca."


Unos momentos después...

Vale, ya está. Ahora sí: ¡¡Que comience la crítica!!

Primero: la sinopsis nos dice cuál es el secreto de la novela; qué es lo que nos va a dejar con la intriga… Sin comentarios, por favor. No tengo nada más que decir aparte de que es demasiado cliché el tema de ‘’encuentra al amor de su vida’’. Sin contar que tiene faltas de acentuación…

Tras pasarme unos... Hummm... muchocientos segundos leyendo ''¿Locos?'' me di cuenta de que se me habían empezado a derretir los ojos. La verdad es que me encontré con tantos errores ortográficos —principalmente de acentuación— que tenía que leer unas cuantas veces algunos párrafos para saber qué estaba pasando. Pondré dos ejemplos extraídos directamente de la novela para que me comprendáis:

1er ejemplo: "Estaba sentada al borde de la cama mirando mis manos, mientras mi madre empacaba todas mis pertenencias. Ya que al lugar al que iría no necesitaría muchas cosas la maleta en la que las guardaba era pequeña. Solo empaco un poco de ropa cómoda, un peine, cepillo de dientes y antes de cerrarla tomo de mi buró un portarretratos con una fotografía familiar, la miro con nostalgia, lo guardo y cerró la maleta."

¡Quieto ahí! ¡Para el carro! Si te has saltado ese párrafo de mierda porque eres un puto vago, vuelve y léetelo. Y si te lo has leído por encima, también. Tenéis que leer ese extracto con cuidado, fijándoos en todos los detalles.

En primer lugar formularé una pregunta: ¿Quién está empacando las cosas?
La narradora, una chica llamada Adela, parece estar sentada en el borde de la cama observando sus manos. Bien, sinceramente eso me parece muy estúpido. Yo me imaginé a la chica esta babeando y observando la líneas de las palmas de sus manos como si fueran oro, pero no estamos para eso ahora. Estamos para contestar a la pregunta y es lo que haré. Veamos, tenemos que analizar detalladamente lo que estamos leyendo. La narradora dice que su madre empacaba sus pertenencias. Parece ser que ya tenemos la respuesta.

¡Pues no! ¡Es una pregunta trampa! Si en un examen de comprensión lectora te ponen un texto así, ya habríais fallado esa pregunta. Subnormales. Sois subnormales. Parece que escucháis reaggetón o como cojones se escriba eso. Eso sí, no pongo en duda que haya alguien que se ha dado cuenta de todo esto rápidamente; siempre han existido las mentes privilegiadas.

La respuesta a la pregunta es... UNA PRESENCIA OMNIPRESENTE Y TOTALMENTE INEXISTENTE QUE POSEE A LA MADRE Y A ADELA, ALTERNANDO LOS CUERPOS.

Esto es digno de un ritual satánico, cojones. Adela dice que su madre está empacando sus pertenencias, pero cuando seguimos leyendo vemos que dice Solo empaco un poco de... Está en primera persona. Nuestra entidad ha hecho su primera aparición. Creo que la entidad es un pedo salido del agujero negro de una cabra vietnamita, ¿vosotros no? El caso es que aquí observamos cómo nuestro pedo de cabra vietnamita pasa del cuerpo de Adela al cuerpo de la madre de la chica, y por lo tanto, cambia el punto de narración así de repente. Impresionante, ¿verdad? El escritor ha jugado con nuestra mente de una manera brutal e inesperada. Este tío es el fucker del siglo; se las folla a todas con sólo parpadear.

Relajad las hormonas, putonas, que el fucker aún sigue jugando con nuestras mentes. Cuando seguimos leyendo, vemos la miro con nostalgia, lo guardo y cerró la maleta.¡Te pillé! ¡Otra vez el pedo de cabra vietnamita ha hecho de las suyas! Ahora ha pasado del cuerpo de la madre de Adela a Adela. ¿Cuántas jugadas así nos tiene preparado el autor?

*Suspiro*

Escuchemos al sabio y poderoso sarcasmo.

*Aplausos*

Pues sí, queridas alcantarillas con patas, esta novela corta está infestada de errores de este tipo, junto con falta de comas y frases muy raras. Puedo poner muchísimos ejemplos que tengo guardados en las capturas de pantalla de mi móvil, pero he elegido los dos más graciosos y aquí va el segundo:

2o ejemplo: "Luego la enfermera me dirigió a lo que me pareció la sala más grande de la mansión, una hermosa habitación llena de gente con grandes ventanales que daban al jardín trasero de la masión."

Madre mía... Esto fue demasiado para mí. Sinceramente, no tengo ni idea de qué lugar es ese, pero si tienen encerrada a ese tipo de gente, yo me suicido. No sé por qué Adela no salió corriendo cuando vio a todas esas personas con ventanales pegados al cuerpo. Yo me asustaría muchísimo, coño. Imaginaos entrar en vuestra casa y ver a vuestro padre con un ventanal pegado al pecho, y que aún por encima se ve en él la imagen de un jardín súper bonito. ¡Da mucha grima!

Y también hemos de observar que el pedo de cabra vietnamita ha dejado de hacer de las suyas. Parece ser que esta vez está tranquilito. Así me gusta.

Pero una cosa hemos de pensar: ¿Cómo serán las vidas de esas personas-ventanales? Creo que sufrían mucho bullying cuando eran pequeños. Pobrecitos, qué penica que me dan...

Bueno, a parte de todos los errores que he visto en esta novela corta, he de mencionar que me pareció totalmente infumable. Leerla ha sido como comer mierda de tu padre estreñido. Imaginaos de nuevo otra escena; estáis tumbados en el suelo, con vuestro padre poniendo el culo encima de vuestra boca. Lleva siete días sin cagar y está haciendo tanta fuerza que se le salen hasta los ojos. Cuando por fin se le abre el ojete y le sale un trozo de mierda seca, cae a vuestra abierta boca y vosotros comenzáis a masticar lentamente. Notáis el sabor de la mierda mientras lo masticáis y lo movéis con vuestra lengua. Eso ha sido precisamente leer esta novela.

Pero habría podido ser una buena historia si no fuese porque el autor no supo plasmar lo que se puede sentir en una situación como la de Adela.

Mario Osvaldo Rodriguez Reyes (cojones, que nombre tan largo), un saludo de Perdición Jones desde La Pluma Insolente.

Adiós, seres inferiores al átomo. Os quiero muchísimo (en realidad no tanto, pero sí que agradezco que leáis y esas mierdas).

Perdición Jones

4 comentarios:

  1. Señor Jones, ¿era necesario que me hiciera imaginar a mi padre en tal tesitura? Soy un ser con una mente muy gráfica, y no he podido evitar recrear esa escena en mi cabeza. Pero lo peor no era imaginar el sabor o los posibles tropezones que encontrara en sus heces, no. Lo peor era mascar los pelos de su culo. que no son pocos, que caían en mi boca. Joder, tío, ¡qué puto asco! Jajajajajajaja.

    Bueno, lo único criticable que veo de tu crítica es la conversación con el tal Plumainsolente. No he podido evitar hacer un paralelismo con el trastorno de doble personalidad Daniela-Hermann Thann y eso, quieras que no, me ha dejado al final un mal sabor de boca (sin contar con la mierda de mi padre). Mi consejo es que te limites a mantener tu propio estilo porque queda mucho mejor, o al menos esa es mi impresión.

    El Sr. Patata se despide porque tiene una cita con el Sr. Roca.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si no fuera por lo vago que soy, siendo consciente de lo poco que acabaría implicándome en el blog, aceptaría la oferta. Pero tal vez con el tiempo, si lo deseáis, pueda hacer alguna colaboración haciendo alguna crítica.

      Un saludo. Sr. Patata.

      P.D.: No me saques más los colores que soy una patata sensible. :$

      Eliminar
    2. Hola Sr. Kartoffel.
      Te comunico que no pretendía ser un paralelismo de Daniela. Ha sido una especie de ''parodia'' sobre los problemas que acosan a veces nuestro blog, como la falta de material. Una caricatura que no creo que ponga en muchas críticas más.
      Bye

      Eliminar

¿Vas a dejar esto sin réplica?