viernes, 30 de enero de 2015

Crítica de Vaticinio de Sylvia Ellston, por Daniela Thann


Aquí Daniela Thann retransmitiendo desde los confines de Internet a la una menos cuarto de la madrugada, horario de España. Me encuentro delante de una de las cosas que más me cabrean en el mundo justo después de encontrar mierda de gato fuera del arenero: un “Con lo que podria haber sido...”.

Porque si, amigos, Vaticinio de Sylvia Ellston tiene algunas cosas buenas: la redacción es decente y las descripciones están bastante bien (aunque servidora prefiere un estilo más sencillo al que ha utilizado la autora). Pero lamentablemente Sylvia ha sido incapaz de rematar la faena.



-¿Qué es lo malo entonces?
-¡Maldita sea! ¡Todo!
-¿Todo? Pero si acabas de decir...
-Ya sé lo qué he dicho ¡Cállate, estúpido amigo imaginario!

El problema, mis queridas alimañas, es que no cuenta nada. Todos esos párrafos con descripciones tan buenas no sirven más que para demostrar lo bien que sabe juntar palabras. Como mucho anticipan el final, pero ¿es necesario tanto texto para explicar algo tan simple como (ALERTA SPOILER) que la persona con la que estaba soñando era ella misma? Todo esto con un toque agorero, por supuesto.

Es un fallo muy muy grave y sin duda, uno de los clichés más típicos de la ficción justo después de “todo era un sueño”, pero es que eso último ya se sabe desde el principio; sino, igual también lo hubiera usado para el final.

Me encabrona bastante encontrarme esto, de verdad, porque Sylvia ha sido capaz de transmitirme unas bonitas instantáneas mentales con sus descripciones sin ser excesivamente pesada; pero lo que me encuentro finalmente es que no han servido para absolutamente nada.

Si la autora hubiera tenido el mismo esmero en crear una buena historia (Con detalles que captaran la atención desde el primer momento y un par de puntos de giro interesantes para mantener el interés antes del final) como el que ha tenido a la hora de describir las escenas y “escribir bonito”, tal vez ahora mismo estaría devanándome los sesos pensando en cómo narices hago yo una crítica de algo que me gusta si solo sé ser una borde.

La autora tiene un punto fuerte, pero un fallo de base que debería trabajar: Se ha olvidado que de lo que se trata es de contar una buena historia.

Att. Daniela Thann desde los... ¡Joder, Ronchas, otra vez fuera del arenero!

9 comentarios:

  1. Buenos días, ante todo gracias por leerme y por la crítica.

    Me veo obligada a aclarar un par de incisos que al parecer no has tenido en cuenta:

    En primer lugar, haces alusión que la historia es predecible, lo sé por eso se titula "Vaticinio" (cuyo significado es: Una premonición o intuición que se crea a través de pequeños hechos o situacioes)

    En segundo lugar, puede que no te hayas dado cuenta que el estilo empleado es prosa lírica. Como supongo que sabes, este estilo de escritura tiene dos puntos fundamentales.
    1- La forma de narrar es similar a la poesía, tanto en expresiones como en un lenguaje (en su mayoría) elaborado pero fluido. Cuya única diferencia es que no es necesario mantener un ritmo, rima y número de estrofas estables.

    2- A diferencia de los cuentos y relatos, en la prosa lírica, no es fundamental narrar una historia, ya que, su objetivo es trasmitir emociones, sentimientos y sensaciones.

    Aclarando este par de puntos, no debo añadir nada más ya que el resto es opinión personal y no soy quién para debatir o contrariarte.

    Un saludo y nuevamente, gracias por tu atención.

    ResponderEliminar
  2. Hola Sylvia.

    Has dicho que no es fundamental narrar una historia, esta bien, pero el problema es que lo has hecho: estas narrando como alguien sueña siempre con una persona sin rostro que al final resulta ser ella misma. Tal vez el estilo no te lo exigiera, pero has decidido hacerlo tu sola, no puedes hacer las cosas a la medias, si lo haces, hazlo bien. Un saludo y gracias por comentar.

    ResponderEliminar
  3. ¿Pero quiénes son los incompetentes que manejan este blog? La verdad es que hasta pena da ver lo perdidos que están y lo inteligentes que creen ser.

    Esto debe ser (como decimos aquí) su "paja mental". Alucinarse críticos cuando no tienen ni la menor idea de dónde están parados.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mmm huelo a orgullo herido y a quemado por aquí. Estas hecho un troll muy cuqui, sigue así, chiquitin.

      Eliminar
    2. Somos los incompetentes que leemos y tenemos todo el derecho a hacer una crítica después de que lo escritores se quejaran "es que nadie me lee", así que nosotros le hacemos el favor c:

      Eliminar
  4. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  5. Leña al mono chiquillos! Quiten de en medio a los mediocres! Estoy hasta el ñoco de gente que escribe y escribe y no dice una mierda. Coño! venga a pedir que les lean que les relean que lo que ellos hacen es poco menos que la última puta cocacola del desierto y luego todo se queda en agua y serrajas. Yo también me cagaría en todo si después de que me copen el facebook publicando en 101 grupos de lecturas, y lectores y el coño, sus libros, voy, les hago caso y me encuentro con un tostón que no usaría ni para equilibrar la mesa coja de mi comedor! Pues coño, a joderse! yo tardé como tres años en publicar mi libro y me lo leí hasta que pude recitar cada putisima hoja de memoria, hasta que vomité de asco de tanto releer mi propia chapa y luego veo a algunos que una noche se inspiran, crean un plomo de historia sobre el dolor o sobre el caballo de Santiago, o sobre el amor y su significado y tranga! de un salto ahí lo tienes, en la pantalla, mirándote fijamente, con ojos suplicantes, esperando a que pierdas tu valioso y escaso tiempo en darle un me gusta y por si no fuera poco, tu opinión o consejo! "Esto lo hice anoche mientras cagaba... espero que les guste..." y venga parrafadas y parrafadas de escremento de argentinosaurus! No te jode! Eso es una falta de respeto hasta pa' mí. Venga coño y que te den morcillas! Acosan para que los leas, y después de haberlos leído esperan una palmadita en la espalda o el número de teléfono de un editor forrado en pasta que les solucione la vida, y ¡hala!, gracias a esa historia que ni te molestaste en corregir debidamente... una vida de yates, lujos y putas!
    Pues muy bien hecho chiquillos, denle todavía más duro si cabe y a tomar por culo el que no le guste. La próxima verás si no se molestan ellos mismos en repasar y repasar sus podredumbres. Casi que es una favor a la sociedad lo que hacen. Limpieza de muros y de grupos. Ojalá y siembren algo de pánico a publicar mierda.

    PD: Y no estoy hablando del libro de Sylvia porque me la bufa tremendamente, no lo he leído. Pero lo digo por los reventadísimos que comentan debajo luego. A Chupirla!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. XD Nos has hecho llorar de la risa ¡Fans tuyos y de tu ÑOCO desde ya!

      Eliminar
    2. Me he partido de la risa con "Esto lo hice anoche mientras cagaba... espero que les guste...", muchos pseudo-escritores se sentirían aludidos con tu comentario.

      Eliminar

¿Vas a dejar esto sin réplica?